Alerta sobre las llamadas que algunas personas de la localidad están recibiendo anunciado la visita de «presuntos técnicos sanitarios» para valorar si sus inquilinos presentan síntomas de padecer el coronavirus

*Situaciones como la crisis sanitaria en la que nos encontramos inmersos sacan lo mejor de nosotros en la mayoría de la ciudadanía, pero también lo peor en una minoría. En este sentido, algunos tratan de sacar rédito a través de la estafa. Por ejemplo, en algunos domicilios se están recibiendo llamadas telefónicas comunicando que se están enviando a las viviendas a técnicos para valorar si sus inquilinos pueden presentar síntomas de haber contraído el coronavirus. Hablan incluso en nombre de las autoridades sanitarias pero es un timo y el objetivo es robar en los domicilios.

La alerta mundial por la pandemia del coronavirus y la crisis sanitaria que ha provocado está siendo caldo de cultivo para personas sin escrúpulos que quieren sacar tajada del miedo que se apodera de los ciudadanos.

La desinformación y bulos espoleados por las redes sociales ayudan también a esas personas a conseguir su objetivo, que no es otro que el de engañar a los ciudadanos, especialmente de colectivos más vulnerables como las personas, mayores, para poder acceder a sus casas y robarles.

Uno de los últimos timos de esas características que se está sufriendo cosiste en que los delincuentes realizan primero una llamada telefónica a la vivienda de la víctima asegurando que contactan con ella en nombre de Sanidad para realizarle primero unas preguntas y enviarle después unas personas a su casa para valorar el riesgo que pueden tener de haber contraído el coronavirus.

Todo es engaño que solo tiene un fin: que se les facilite el acceso al interior de las viviendas a los delincuentes para proceder a perpetrar el robo

La facilidad en el acceso a las redes sociales y la generalización de su uso en el conjunto de la ciudadanía está siendo otra de las fuentes de las que muchos delincuentes están intentando beber para cometer sus estafas.